sábado, 24 de abril de 2010

Them - Them featuring Van Morrison

1987. Me parece que esta banda no necesita ninguna presentación pero por si hay algún despistado aclararemos que Them fueron el primer grupo del llamado "León de Belfast". Them tuvieron en sus filas a Van hasta la gira americana del verano de 1966, momento en que pega la espantada para iniciar una carrera en solitario de cuyos primeros pasos hemos dado cuenta en este blog hace ya bastante tiempo. El grupo siguió adelante y sacó un buen puñado de discos tras su marcha, pero este recopilatorio, publicado en 1987, recoge, como bien refleja el título, alguno de sus mejores temas con Van a la voz, extraídos de los dos largos ("The Angry Young Them" y "Them Again") y los múltiples sencillos que sacaron juntos. Hay que decir que, además de los muchos cambios de formación que experimentaron en esos primeros años de vida, también contaron con la colaboración de unos cuantos músicos de estudio, entre los que cabe destacar al Jimmy Page de la época pre-Yardbirds (y obviamente pre-Led Zeppelin) que estaba en todas las salsas el tío... Se supone que participó al menos en la grabación del buque insignia de la banda, la celebérrima "Gloria" y la fantástica versión de "Baby please don't go" de Big Joe Williams. Hablando de versiones, no podemos dejar de citar la tremenda "Stormy Monday" de T-Bone Walker, "I put a spell on you" de Screamin' Jay Hawkins o "Here comes the night" de Bert Berns. También de Berns (tremendo lo que compuso ese hombre...) es "(It won't hurt) Half as much" que se editó por primera vez en CD en este lanzamiento que os propongo hoy. Y poco más os cuento, los discos están a precios prohibitivos, sobre todo el completísimo recopilatorio "The Story of Them" (doble CD que trae todo lo que grabaron con Van) por lo que podemos abrir boca con este a la espera de que alguien se decida a reeditar los discos a un precio asequible a todos los bolsillos. ¡Salud!

Comprar en Amazon o AmazonUK.
Otro que no se puede escuchar en Spotify, para que luego cuenten maravillas del invento este... :(

jueves, 22 de abril de 2010

¡3 añitos!

miércoles, 21 de abril de 2010

Diana Jones - My Remembrance Of You

2006. Adoro este disco. Diana Jones es una enigmática cantante estadounidense que se dio a conocer con este su tercer disco. Enigmática porque no se conoce siquiera su fecha de nacimiento (no sé si por coquetería femenina...) pero sobre todo porque entre el segundo y tercer LP pasaron 8 años en los que no se sabe qué estuvo haciendo la buena mujer... Se supone que entró en un periodo de reflexión tras la muerte de sus padres adoptivos. Por cierto que también su hermano fue adoptado por la misma familia. El hecho de ser adoptada y que su padre fuera cambiando de lugar de trabajo y residencia conformó en Diana una personalidad introspectiva y huidiza, muy diferente de los chavales de su edad. También en lo músical, ya que mientras sus coetáneos escuchaban la música de moda ella se decantaba por Johnny Cash, Patsy Cline, Loretta Lynn o Emmylou Harris. Siendo poco más que una adolescente inicia un viaje de autoconocimiento que pasa por descubrir a su familia biológica a la par que se marcha de casa a la tierna edad de 15 años, pasando etapas en las que vive en un estado casi de mendicidad. Más tarde estudia historia y arte, lo que le sirve para ganarse un dinero extra ocasional pintando retratos. Efectivamente acaba conociendo a su familia natural y poco después tiene un accidente que le hace replantearse su vida. Deja a un lado la pintura e inicia su carrera musical que como os decía al principio tiene como frutos dos discos a mediados de los años 90. Y llegamos a "Remembrance of you", un disco cargado de melancolía y emotividad, donde la voz de Diana se quiebra y alguna vez parece estar al borde del llanto. Algo que los flamencos llamarían "quejío", sin duda una voz muy especial, dulce y rota a la vez. No voy a destacar temas, todo el disco está a un nivel estratosférico, aunque la que fue primer single, "Pony", supongo que por la temática o lo que puede tener de similitud con su propia vida se hace especialmente sentida. Sin más os pego la critica de Allmusic, que estoy de poco escribir. Salud.
"With My Remembrance of You, Diana Jones has released a top-notch set of Americana that deserves mention alongside works such as Gillian Welch's Time (The Revelator), Kelly Willis'What I Deserve, and Iris DeMent's Infamous Angel. Here, Jones relies upon Appalachian string band-style instrumentation, but her writing is of a progressive, poetically charged strain. The spare, pretty, and weary "Pony" unfolds the tale of a young Dakota Indian girl of the Plains in 1924. An ominous, sawing violin spurs the haunting "Cold Grey Ground," which is a Confederate soldier's lament. The waltzy "Up in Smoke" is one of the best songs here, with a strong vocal performance from Jones, showcasing her fragile, vibrato-laden falsetto swoops. The tragic, tuneful "Willow Tree" and the stark, pretty title track are highlights as well. What resonates most strongly on My Remembrance of You is Jones' carefully controlled empathy for her protagonists and her ability to lash their inner lives to nuanced and melodic songcraft that has one foot in tradition and another in something altogether unique and new." (by Erik Hage)
Comprar en Amazon, AmazonUK o Play.com.
Escuchar en Spotify.

lunes, 12 de abril de 2010

Old Crow Medicine Show - O.C.M.S.

2004. No me voy a hacer el entendido en este estilo de música y tampoco tengo tiempo ni ganas de documentarme demasiado en la red, así que me voy a conformar con comentaros que este disco me atrapó desde la primera escucha, con unos jovenzuelos empeñados en recuperar la buena y vieja música anterior a la segunda guerra mundial con una actitud un poco punk. Poner calificativos me resulta un tanto difícil, a la par que arriesgado, pero digamos que es una mezcla de bluegrass, folk y alt.country, supongo que no muy alejado de lo que podía sonar en los medicine shows de principios del siglo pasado, de donde viene el nombre del grupo, claro. Armados con banjos, violines y viejas guitarras los Old Crow Medicine Show rescatan una serie de temas tradicionales, arreglados por ellos mismos para la ocasión, que alternan con otros de su autoría pero en la misma línea que los anteriores y la versión de Dylan que cierra el disco, auténtico estandarte del sonido de la banda y que no es si no una canción inconclusa de Bob que los chicos se encargan de completar con notable acierto. Hablamos de "Wagon Wheel", por cierto. Poco más os cuento, bonito disco, emotivo y ciertamente una rareza entre los grupos que suelen habitar este blog. Pero bueno, ya sabéis que una dieta sana, también la musical, es una dieta variada y equilibrada. Pues eso... ¡Salud! ;-)
Comprar en Amazon, AmazonUK o Play.com.
Escuchar en Spotify.

PD: Aprovecho para comentar a los nuevos y/o futuros suscriptores que es necesario responder al e-mail de confirmación para activar la suscripción. No es condición mía si no de Feedburner, el proveedor del servicio. Saludos y gracias a todos.

lunes, 5 de abril de 2010

Flamin' Groovies - Shake Some Action

1976. Otros que llevan un año sin aparecer por aquí y que cuando lo han hecho ha sido sin orden ni concierto. Por no variar pegamos otro salto y nos plantamos en 1976, año en que se editó el que supondría el 4º largo de la banda. Pero demos un paso atrás para hablar de un hecho decisivo en la evolución de la banda y que no es otro que la marcha de Roy Loney. Esto dejó el grupo en manos de Cyril Jordan y también de George Alexander, los dos únicos supervivientes de la formación original. Bueno, pues Roy se pira por problemas con el amigo Cirilo (incompatibilidad de caracteres y esas cosas) y es sustituido por Chris Wilson, que aporta, al igual que hacía Loney, voces y guitarras al grupo.
En 1972 trabajan con Dave Edmunds en nuevas canciones en los Rockfield Studios, algunas de las cuales se graban y editan, como el single "Slow Death" (con la oposición del grupo), a la postre el único fruto tangible de esa epoca. Giran por UK y Europa donde se crean una gran reputación y consiguen una base de fans muchísimo más numerosa que en los propios EE.UU. (recordemos que son de San Francisco), lo que les daría la vida en esa década y la siguiente. Poco después regresan a casa quedando en hibernación hasta 1975 que vuelven a coger los bártulos y presentarse en el viejo continente.
Reanudan la colaboración con Edmunds (volviendo a Rockfield Studios) casi en el punto que la dejaron, aunque el sonido de la banda bajo el control de Jordan muta fundamentalmente hacia el revisionismo sesentero, con Beatles, Rolling Stones o Byrds en mente pero sin olvidar sus habituales tributos rockandroleros, alternando versiones de Beatles o Lovin' Spoonful con otras de Chuck Berry o Larry Williams y por supuesto temas propios, casi todos compuestos por el tándem Jordan/Wilson.
Es un tema habitual cuando se habla de Flamin' Groovies comentar con cierta sorna que siempre iban con diez años de retraso en cuanto a sonido y estilo se refiere, pero siendo esto cierto también lo es que el hecho de ir completamente a su bola, sin atender a modas o tendencias, les confiere una enorme credibilidad y es parte importante de su encanto y prestigio como banda.
Pues eso os cuento, dejando aparte los míticos "Flamingo" y "Teenage Head", y como os digo en otro terreno estilístico, este "Shake Some Action" sin duda es lo mejor de toda su produción posterior.
Hablando de produción, sinceramente el trabajo de Dave Edmunds, tipo al que admiro y respeto, deja bastante que desear. Habrá a quien le guste pero creo que los temas podrían haber tenido mucho más brillo del que tienen, pero bueno, la materia prima está ahí y hay que ser muy sordo para no darse cuenta.
Para ser un hombre de bien este disco hay que tenerlo sí o sí, no digas que no te lo advertí... ;-)
Comprar en Amazon, AmazonUK o Play.com.
Escuchar en Spotify.