domingo, 16 de diciembre de 2007

Whitesnake - Lovehunter

Editado en 1979 "Lovehunter" supuso el tercer lanzamiento de Whitesnake, banda formada por el ex-componente de Deep Purple David Coverdale. Tras la ruptura de éstos publicó dos discos en solitario ("David Coverdale's Whitesnake" y "Northwinds") hasta que formó una banda sólida a la que decidió llamar como su primer álbum en solitario. "Snakebite" y "Trouble", lanzados ambos en 1978, iniciaron esta aventura, a los que siguió este "Lovehunter" que nos ocupa y que supuso el ascenso de la banda a la primera división. Una fantástica mezcla de hard rock y blues dónde Coverdale destapa definitivamente el frasco de las esencias. En la produción estaba Martin Birch, que ya había trabajado con los Purple y la banda era la siguiente:

David Coverdale: vocals
Bernie Marsden: guitar/vocals
Micky Moody: slide guitar/guitar/vocals
Neil Murray: bass
Jon Lord: keyboards
Duck Dowle: drums

Pedazo de formación! Si aún no lo tienes ya has desperdiciado demasiado tiempo, pero nunca es tarde si la dicha es buena. Bájalo ya!

7 comentarios:

SERGIO dijo...

En este disco, la banda se va afianzando en su sonido y estilo. Dave Dowle es buen baterista y lo demuestra en este disco y en los anteriores. Pero definitivamente mi favorito es Ian Paice y teniendo ya en las filas a Lord y Coverdale, Whitesnake es más de un 50% Purple a la manera de su vocalista, sino escuchen "Ready n' Wiling"

SERGIO dijo...

Un saludo grande desde Argentina. Larga vida al rock and roll!!! (al buen rock inglés, claro) ser_eduar@hotmail.com

F. Mondongo dijo...

Tú lo has dicho, eran casi tan "púrpura" como "blanco". De ahí, seguramente, su encanto.

Tenesse Rose dijo...

Comentario tardío, aunque seguramente eso da igual.

Estoy de acuerdo con la idea de que en el album hay elementos de ambos mundos. Sin embargo (desde mi punto de vista personal) creo que Mr.Coverdale se convirtió en el gran protagonista a la hora de grabar, pues el blues es la salsa que le da sabor a éste plato tan delicioso. Solo hace falta la intervención de "Walking in the Shadow of the Blues" para que uno que ni siquiera los conoce descubra lo evidente.

Por cierto. Aprovecho para felicitarte por éste blog al que llevo muuuucho tiempo visitando(creo que el mejor que he visto hasta el momento). Y apuntar,(no es una petición) que aquí falta un elemento muy importante del universo Whitesnake..."1987" (a mi parecer el mejor).

Sr. Mondongo dijo...

Tenesse Rose, los comentarios siempre son bien recibidos, lleguen cuando lleguen. Coverdale, era, es y seguirá siendo un "jefazo" por siempre, desde ñuego. El "1987" a buen seguro y con el tiempo acabará cayendo. Yo soy más del sonido clásico de la banda así que prefiero otros, pero le tengo un cariño especial por ser el primero que escuché, qué tiempos!...
Un saludazo y gracias por el "subidón" que han supuesto tus palabras.

Sr. Mondongo

Anónimo dijo...

Felicidades por el blog, que descubri por la entrada que escribiste sobre este gran disco, uno de los esenciales para los que disfrutamos y añoramos la etapa british de la serpiente.

Ramalic

Anónimo dijo...

Espectacular, esa es la única palabra para definir lo que Coverdale hizo antes de teñirse el pelo.
No me canso nunca de escuchar los discos clásicos de Whitesnake, sin embargo con el 1987 la cosa ya cambia.
Para mi fue el principio del fin de esta banda. La obsesión de Coverdale por triunfar en Estados Unidos le llevo a "destrozar" canciones como "Here I go again" o "Fool for your lovin´" Y a perder totalmente el norte.
Resultaba ridículo verle en esos videoclips con el pelo rubio y "permanentado".